Esta ciudad, marcada para siempre por la historia, ha atravesado los siglos para ofrecer hoy un marco de vida único que combina patrimonio y cultura con sabiduría.

Con su casco histórico dominado por la catedral y sus muelles adecentados con gusto a lo largo de la Coureuse, Tulle ofrece un dédalo de calles y de barrios pintorescos repletos de pequeñas tiendas, comercios, galerías de arte y talleres.

Capital del acordeón y centro cultural, Tulle cuenta con festivales de renombre, exposiciones de arte y artesanía de calidad, además de una red de asociaciones densa y activa. Un lugar donde se conciben y construyen, a imagen de su mediateca, proyectos ambiciosos y resueltamente modernos, todos movidos por una única pasión… ¡la cultura!

Informaciones Web : www.tulle-coeur-correze.com